dsc04480.JPG

Primeras Comuniones: punto y seguido

Susi Pérez

En los pasados fines de semana, en la Iglesia Parroquial del Carmen, el grupo de niños que se han preparado para la Primera Comunión en la Catequesis familiar del colegio han recibido por primera vez a Jesús.

En una celebración sencilla, acompañado de sus familiares y seres queridos, estos niños han manifestado su compromiso cristiano de querer ser cada vez más amigos de Jesús y se han acercado por primera vez a recibir este sacramento.

Con esta celebración concluye el camino iniciado el pasado curso con sus familias, que optaron por el proyecto de catequesis familiar que desde el colegio se ofrece: niños y padres preparan juntos este paso en el crecimiento en la fe de la familia. Y es que los padres, desde el compromiso adquirido en el bautismo, son los primeros y mejores catequistas de sus hijos. 

Pero con la celebración de las Primeras Comuniones no concluye el proceso de crecimiento en la fe, solamente se da un paso más, al poder participar plenamente de otro sacramento. Es un punto y seguido, un camino que debe seguir haciéndose en contacto con el resto de la comunidad, con otros, participando activamente en la Eucaristía y buscando aquellas ofertas que ayuden a mantener viva y actualizada su fe. Desde el colegio se da continuidad a lo iniciado en la Catequesis familiar con la incorporación en el grupo Alcor de los chicos, con la celebración de la fe cada jueves en la Eucaristía de la comunidad Educativa...

¡Enhorabuena, familias! Que lo celebrado estos días no sea un punto y final, sino un punto y seguido en vuestro compromiso en la educación cristiana de vuestros hijos. 

Acción Evangelizadora

miralba_icon_logo.png

Al encuentro con Jesús

dscf6659.jpg